Resumiendo 2010...

Todavía no logro entender cómo se dice, un año más que se nos va o un año menos que nos queda, sea cuál sea y siguiendo la costumbre de este humilde blog de condensar en un solo post mi año, aquí voy una vez más:
- Lo más asombroso: Una vez más, fue saber que alguien que quiero mucho sería mamá, solo que esta vez el bebé cayó dentro de la familia y tengo nueva prima.
- Lo más feliz: Mi reconciliación con Pepo; Saber que mi prima regresó definitivamente a vivir a México; El día que llegó por paquetería desde tierras lejanas mi libro que esperaba con ansias.
- Lo más frustrante: Tener poco trabajo, un año más sin haber tenido $ y sobre todo, todo, todo, haber sido víctima de ese asalto en el que me quitaron cosas que de verdad eran de valor para mí.
- Lo más triste: Vivir con miedo a salir. Haber provocado un tremendo alboroto en el que salieron afectadas mi mejor amiga y mi mamá consecuencia de una mala planeación y una total falta de comunicación; Saber que alguien a quien adoro está pasando por una tremenda depresión y no tener idea de cómo ayudarle.
- Mejor libro: No mires debajo de la cama de Juan José Millás. No hay más, este señor sigue siendo mi escritor favorito :) También me gustaron: Lo que sé de los hombrecillos, obvio de Juan José Millás y La última hora del último día, de Jordi Soler.
- Mejor concierto: Cero... este año no fui a ningún concierto y me dí de topes contra la pared por perderme el de Café Tacvba en el Hipódromo.
- Película favorita: Esta vez está difícil, porque por lo menos, al cine sí fui... supongo que fue Alice in Wonderland, pero palomita también para Inception, Toy Story 3, Iron man 2, Entrenando a mi dragón, The Imaginarium of Dr Parnassus y Despicable me...
- Peor peli: Jajajaja... Una que es tan mala que no me puedo acordar de cómo se llama, pero era sobre un cazador de dragones. Pésima!!!
- Peli más esperada: Alice in Wonderland, por supuesto!
- Lectura más decepcionante: Hmmm nop, este año no me decepcionó ningún libro.
- CD más esperado: Night train de Keane
- Mejor espectáculo: Aquí tampoco hubo nada en este año. Lo más cercano fue el estreno en el Auditorio Nacional de la película Seguir siendo de Café Tacvba :)
- Mejor Viaje: Sigo viajando diario con mis chochos mágicos para dormir. Físicamente, no fui a ningún lado.
- Mayor sorpresa: que llegara para Navidad una de las personas más importantes en mi vida, uno de mis mejores amigos a quién tenía bastante tiempo sin ver.
- Lo mejor del año: Llegar a diciembre saludable con mis madres y el resto de mi familia
- Momentos más divertidos: Las risoterapias que me aventé cada domingo con un maravilloso grupo de twitteros.
- El mejor "juguetito" que adquirí: Habían sido mi cámara y mi celular, pero los amigos de lo ajeno se los llevaron.
- El berrinche más grande: Seguir pagando cada mes por cosas que no se quién demonios está disfrutando y no poderlas reponer; El otro berrinche que tuve me costó más caro porque la consecuencia fue una descarga emocional muy fuerte.
- El momento en que quise matar a alguien: Al exnovio de mi prima y las ganas todavía no se me quitan...
- Algo nuevo: Muchos buenos amigos...
- Qué me hizo llorar: El susto, la impotencia y el miedo del asalto.
- La decisión más difícil: wow, fueron varias, pero valieron la pena.
- Canción más escuchada: Ironic.
- Mi mayor vicio: Este año tocó turno a Twitter!!! jaja.
- Qué aprendí: A cargar menos cosas en la bolsa; que la amistad es algo muy frágil que si no se cuida se rompe y se pierde; entendí que a veces hay que pensar en los demás antes que en uno porque una mala decisión puede afectar la vida de muchas personas alrededor.
- Lo más deprimente: haberme enfermado otra vez a cada rato; volverme desconfiada de la gente a mi alrededor; conocer de cerca la violencia; No superar las malas experiencias con facilidad y como escribí hace rato, vivir con miedo.
- Lo inesperado: Conocer gente nueva que se han vuelto verdaderos amigos y vivir con ellos todo tipo de experiencias.
- Lo que debí haber hecho más: reír, llorar, leer, escribir, bloggear, hacer ejercicio, ahorrar, no reprimirme, trabajar, convivir con mi familia, salir, tomar fotos, sacudirme la flojera,  cuidar mi salud, comer menos cochinadas, creer, confiar, tener fe...

El 2010 fue en gran parte un año sumamente difícil, económica y psicológicamente hablando, pero ya se va y se lleva sus malos momentos; aún así, como siempre y como todo, tuvo su lado amable,  lo principal, sigo aquí con la gente que quiero y agradezco todo lo que aprendí...
Mañana comienza un nuevo ciclo, un nuevo año, una nueva oportunidad y espero lo mejor para mi familia y para la gente que quiero, poniendo lo que sea necesario de mi parte porque todo salga bien. Deseo de verdad que sea un año muy diferente, muy positivo y que esté lleno de mucha luz.
Señores, señoras, señoritos y señoritas, gracias por haberme leído un año más por aquí, y gracias por seguir dándose sus vueltecitas a pesar de mis ausencias!!! 
Les deseo un 2011 lleno de salud, de mucha luz, de trabajo, de amor, de dinero, de muchas risas, de carcajadas, de tranquilidad, de lágrimas provocadas solo por felicidad, de buenas vibras, abrazos y de mucha felicidad... Solo los mejores deseos para todos desde el fondo de mi corazón! 
Feliz Año Nuevo!

Similares? No, gracias...

Se descompuso el cargador, eliminador, cable o como quiera que se llame la conexión que va de la lap a la corriente eléctrica. Empezó a parpadear cada vez que lo conectaba, hasta que hace una semana de plano ya no quiso trabajar.
El dichoso cablecito está bastante caro y como por ahora mi economía está en ceros, una amiga me decía que por qué no compro un cargador similar, lo que trajo a mi cabecita loca una de las historias de terror más tristes de mi vida...
Alguna vez vieron E.T. el extraterrestre?  Bueno, pues a mí el bicho ese me causaba un pánico terrible cuando era niña... E.T., los gremlins y las historias macabras sobre los pitufos diabólicos, eran los dueños de mis pesadillas infantiles, pero de mis traumas infantiles mejor platicamos en otro post y volvemos a los que estábamos.
El caso es que en la película, el extraterrestre utiliza un juguete muy famoso en los ochentas que se llamaba Speak&Spell. Este juguetito como su nombre lo dice, servía para aprender a hablar y deletrear palabras en inglés y en la peli el bicho lo ocupaba para comunicarse con sus parientes alienígenas.
En esos tiempos ochenteros, mi madre tuvo oportunidad de viajar a los EU y me trajo de regalo el famoso juguetito. La verdad es que cuando me lo dieron, lejos de acordarme del E.T. y mis pesadillas, el juguete me encantó! Para mí era muy entretenido y en mis locuras de niña, me imaginaba que era un pequeño aparatejo que guardaba millones de datos y que podía llevar a cualquier parte. Quién diría que años después mi sueño se haría realidad y algún ingeniero loco crearía las lap tops.
Como es de suponerse, el tiempo pasó, algunos de mis juguetes se regalaron, otros se heredaron a los primos y otros se fueron a la basura; pero un día platicando con mi abuela sobre el Speak&Spell y sobre otro aparatito muy querido que se parecía al fabuloso Fred, ella me confesó que no los había regalado, que esos juguetes estaban (como en la canción de cri-cri) guardados en el ropero.
Rescatarlos del clóset fue toda una aventura, era como revivir el momento en que lo había sacado de la caja la primera vez... Ay la emoción, la euforia de reencontrarme con mi niñez... Lo encontré, lo desempolvé, lo limpié, lo abracé, llené de besos a la abuela y etc., etc., etc,...
El aparatito tenía dos opciones de funcionamiento, una con 4 baterìas de las "medianas" como les llama mi abuela (creo que son las tipo C) o con un eliminador de corriente, pero después de tantos años, era lógico que en esta casa no hubiera baterías de ese tipo, así que mi tía me sugirió que lo echara a andar con el eliminador, pero como el original no lo encontramos, ella me prestó uno "similar" o universal que tenía la ventaja de nivelar el voltaje y que podía utilizarse en cualquier tipo de aparato electrónico.
Y ahí voy de obediente, lo conecté, lo re-re-relimpié, calmé mi emoción  y más tardé en presionar el ON que en lo que se escuchó un pequeño puff y de la bocina empezó a salir humito... "Desconéctalo, desconéctalo" le empecé a gritar como loca a mi tía que se aventó cual portero a jalar el cable!
El silencio invadió la sala y nada... el juguete que duró guardado más de veinte años en veinte segundos se volvió sólo un recuerdo acompañado de un apestoso olor a quemado... 
Mi abuela se moría de risa de la escena, mi tía me repetía y repetía que no entendía que había pasado si  "el eliminador sirve para cualquier aparato" y yo me daba de topes contra la pared por haber preferido utilizar su cochino cable que salir a la tienda de la esquina a comprar las pilas.
La siguiente semana, mi madre todavía tuvo el detalle de llevarle el cadáver a un compañero de su trabajo que se dedicaba a arreglar aparatos electrónicos, pero está de más decir que obviamente después de tantos años, no existían refacciones para el juguete y menos por ser de origen extranjero, así que el Speak&Spell regresó al clóset de la abuelita ya nada más por pura nostalgia.
Moraleja: Prefiero quedarme sin computadora un tiempo hasta que pueda comprar el cargador adecuado a que me vayan a vender un cable  universal y al rato me salga más caro el caldo que las albóndigas...
PD. Si me lo quieren regalar de Navidad, sería buen detalle o si lo ven anunciado en Ebay, DeRemate o Mercado Libre me avisan, no???

Así era mi juguetito :(

Y aquí dejo el video del bicho ese con el juguetito, y con esa música hasta parece que lo hicieron para mì:

Se los dije...

Ya ven? Se los dije hace 6 entradas, pero nadie me hace caso... les dije que se nos iba a ir volando lo que restaba del año... Ya llego diciembre... 
Ahí vienen las posadas, los brindis, las fiestas de fin de año, los intercambios (guácala), las reuniones con gente que no volverás a ver hasta el siguiente diciembre, la gastadera y todas esas cosas lindas que al menos este año han desatado mi lado Grinchesco...
Pero bueno, también vienen los abrazos y las ganas de que este méndigo año se termine de ir con toooodos los malos ratos que trajo...
Ahí regreso por ahí del 24 para mandarles su abrazo navideño